Lindsey Vonn

Es una esquiadora muy alegre según se le puede observar en las competencias, pero incluso lo ha confesado “soy la mas feliz porque hago lo que mas me gusta en la vida: esquiar”. 


La chica admira en su área a Aksel Lund Svindal, Didier Cuche o Ted Ligety. Ella se ve a si mismo como una de las mejores esquiadoras durante mucho tiempo, tanto como aguante y respeta su cuerpo y agrega que, siempre que las lesiones y los gemelos aguanten.
 
Ella tiene planeado según ha confesado esquiar hasta los 30 años y además tiene un deseo enorme de tener hijos, incluso una familia numerosa, cinco. Pero de momento se conforma con tres terneros pues hace dos años le regalaron una vaca después de ganar el descenso de ValIsère. La vaca vive en la granja Olympe, que se encuentra cerca de Kirchberg, y ya ha tenido tres terneros. Hoy su sueño es llegar a tener una familia feliz y seguir cosechando triunfos.